Expertos en derechos humanos impactados porque los hospitales venezolanos se han convertido en un lugar donde la vida se pone en riesgo

(Washington D.C, 01/10/2018) Debido al fallecimiento de  por lo menos 16 niños y niñas en un hospital público de Venezuela por mala higiene, y la de otros más, por varias condiciones de salud, entre ellas desnutrición,  expertos y expertas de derechos humanos, afirman que el sistema de salud en el país está en crisis.

“Se ha alcanzado un momento de crisis en el sistema sanitario de Venezuela”, dijeron los expertos y expertas de derechos humanos de Naciones Unidas y la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH). Además los expertos señalan  “El acceso a la salud, una responsabilidad fundamental del Estado, se encuentra en un estado de serio deterioro. Estamos impactados de que los propios hospitales se hayan convertido en un lugar donde la vida de las personas se pone en riesgo”. Como fueron los casos de al menos 16 niños y niñas menores de 5 años que  han muerto en el Hospital Universitario de Pediatría Dr. Zubillaga en el estado Lara en lo que va de 2018, por causa de infecciones causadas por higiene deficiente. También hay informes de la muerte en hospitales de niños y niñas por desnutrición, infecciones respiratorias agudas, enfermedades diarreicas agudas y por otros padecimientos.

Los expertos expresan una profunda preocupación por «los niños y niñas estén muriendo por causas prevenibles relacionadas con el estado de deterioro de las instalaciones de salud, la escasez, tanto de insumos de salud, como de medicamentos, así como la falta de medidas sanitarias y de higiene eficaces”, a su vez manifiestan  estar «desconcertados por informes que indican que personal sanitario, periodistas y familiares de los niños y niñas víctimas, que han denunciado o presentado quejas, están siendo acosados e intimidados».

De igual manera, los expertos y expertas también mencionaron la situación de las personas mayores quienes enfrentan una situación de extrema vulnerabilidad frente al cierre de instalaciones de atención y la escasez de medicamentos y alimentos.

Los datos muestran una escasez de más del 80% en medicamentos para la presión arterial alta y los niveles de azúcar altos, dos de las afecciones más comunes entre las personas mayores. «Estamos extremadamente preocupados por los resultados de un estudio que muestra que las personas mayores pierden 16 kilos al año en promedio por la escasez de alimentos en los centros de atención en el estado Miranda», subrayaron.

La declaración fue realizada conjuntamente entre la Relatoría de Derechos Económicos Sociales y Culturales (DESCA) y los expertos de Naciones Unidas: Dainius Pūras, Relator Especial sobre el derecho a la salud física y mental; Michel Forst, Relator Especial sobre la situación de los derechos humanos; Philip Alston, Relator Especial sobre pobreza extrema y derechos humanos y Rosa Kornfeld-Matte, Experta Independiente sobre le disfrute de todos los derechos por las personas de edad.

Para leer la declaración oficial, ingresa aquí