Fiscalía de la CPI asegura que no permitirá interferencias en su independencia, ni en el curso de la justicia

(La Haya, 04/12/2020) La Corte Penal Internacional ha emitió un comunicado en respuesta a la reciente publicación del informe publicado por la Secretaría General de la Organización de Estados Americanos (OEA) “Fomento de la impunidad: el impacto del fracaso de la Fiscal de la Corte Penal Internacional en abrir una investigación sobre la posible comisión de crímenes de lesa humanidad en Venezuela”.

La Oficina de la Fiscal General del a CPI Fatou Bensouda, por medio de twitter aseguró que la CPI está consciente , estudiara el informe de la Secretaría OEA y deplora el sufrimiento infligido a las mujeres, hombres y niños que son víctimas de los supuesto crímenes atroces que figuran en el informe.

La Oficina de la CPI llamó a recordar que la Corte existe como último recurso para conseguir justicia para las víctimas, y donde el tratado que establece los lineamientos de la Corte indica que se debe intervenir según lo establecido en el Estatuto de Roma.

Además, señaló que la Oficina de la Fiscal ha hecho progresos importantes en la epata del examen preliminar sobre la situación de Venezuela, e informa que tras una evaluación exhaustiva, la Oficina recientemente informó que crímines que se encuentran bajo la jurisdicción de la Corte han ocurrido en Venezuela, cuya investigación sigue si curso normal en cumplimiento estricto al criterio legal aplicado según lo establecido en el Estatuto  y los procesos en su lugar, lo que incluye una evaluación de la relevancia y autenticidad de los procedimientos nacionales.

La Oficina de la CPI afirma que el proceso de exámenes preliminares garantiza una investigación independiente y sólida y brinda la oportunidad de ser escuchado por las víctimas, la sociedad civil y los estados. La Oficina del Fiscal aplica este proceso y los altos estándares que lo acompañan de manera consistente. Durante el examen preliminar en proceso, la CPI ha continuado interactuando con las autoridades venezolanas,  organizaciones y múltiples otras partes interesadas y proveedores de información con el fin de abordar aspectos relevantes para su evaluación de la materia, así como cuestiones de admisibilidad, e indica que La Oficina se esfuerza por completar los exámenes preliminares en el menor tiempo posible; sin embargo, no comprometerá la calidad y equidad de sus procesos ni permitirá que presiones externas dicten sus conclusiones.

A su vez, el comunicado reitera que el Estatuto de Roma es el único árbitro y el instrumento legal fundamental que guía las determinaciones judiciales del Fiscal. La imparcialidad y la independencia juntas forman la piedra angular del mandato de la Fiscal y son la base de todas sus acciones y decisiones. «La Fiscalía de la CPI y su oficina no permiten intentos externos, de ninguna fuente, de interferir con la independencia de la fiscalía o el curso normal de la justicia», y asegura que esta continuará cumpliendo concienzudamente con su mandato en virtud del  Estatuto de Roma sobre la situación en Venezuela o cualquier otra situación de competencia de la Corte.