Care International “La crisis en Venezuela es en realidad una crisis para las mujeres”

(Ecuador, Perú 17/12/2018) Care, organización internacional humanitaria que se centra en brindar atención a poblaciones vulnerables con el fin de proporcionarles una vida digna y libre de probreza, ha anunciado un proyecto para atender las necesidades de mujeres venezolanas que han migrado con necesidad de protección internacional.

Care afirma que la actual crisis humanitaria en Venezuela y que a su vez ha afectado al resto de la región, está teniendo efectos alarmantes en las mujeres y niñas. “Las mujeres tratan desesperadamente de proporcionar alimento y ropa a sus familias”, por lo que ha ido aumentado el número de mujeres, niñas y jóvenes forzadas a ejercer la prostitución por redes de tráfico. Esta situación es fomentada por la situación de irregularidad migratoria en muchos países de la región y además provoca un aumento de su vulnerabilidad en la explotación y abuso por parte de estas redes

Alrededor de 3 millones de personas han huído de Venezuela, en su mayoría se dirigen a países vecinos. De este número apróximadamente casi la mitad (48%) se estiman son mujeres y un 30% niños. La organización afirma que las mujeres venezolanas tambien enfrentan muchos desafíos y riesgos, incluyendo el aumento de violencia basada en género, escasez de productos femeninos, como toallas sanitarias y altos niveles de mortalidad materna.

La directora de Care Ecuador, Alexandra Moncada afirma “Son muchas las familias que tomaran la época decembrina en el año escolar  como una oportunidad para irse del país en búsqueda de un mejor futuro para sus hijos y esperamos ver un incremento en los números, especialmente de familias jóvenes, que dejarán el país a principio del próximo año”.

Care están trabajando en Venezuela, Ecuador, Colombia y Perú para atender las necesidades específicas de las mujeres, para asegurar que tengan acceso a servicios básicos, proveyendo efectivo para emergencias para asegurar comida y alojamiento, y soporte psicológico. Además ha estado brindando kits con materiales sanitarios para mujeres y haciendo incapié para realizar actividades centradas en la violencia basada en género.

Moncada destaca, “más que en cualquier emergencia humanitaria he encontrado en la crisis venezolana es en realidad un crisis de mujeres. Hemos escuchado reportes impactantes de tráfico sexual y trabajo de mujeres venezolanas a través de la región. Estamos trabajando sobre grupos criminales  que abarcan toda la región y cientos de miles de kilómetros”. Añade; “en algunos casos los padres le piden a sus jóvenes hijas de trabajer en prostitución para dar apoyo económico a sus padres”.

Care está haciendo un llamado a la una solución regional exhaustiva para atender esta crisis para detener la llegada al punto de quiebre, y con el fin de ayudar a millones de personas que se encuentran sufriendo. Moncada dice “como mínimo, los venezolanos que salen del país se les debería permitir moverse en el continente. En lugar de cerrar fronteras y propiciar la xenofobia”.

Traducción no oficial

Para leer el comunicado, ingresa aquí