CIDH solicito medidas cautelares a favor de un Centro de Coordinación Policial en Carúpano

(Washington, 26.04.2016, CIDH) La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) decidió solicitar la adopción de medidas cautelares a favor de la vida e integridad de todas las personas que se encuentran privadas de libertad en el Centro de Coordinación Policial General José Francisco Bermúdez, en Carúpano, estado Sucre, Venezuela. Esta sería la segunda medida cautelar en lo que va de 2016 solicitada al Estado venezolano.

La solicitud de medidas cautelares alega que las personas que se encuentran en dicho centro se enfrentan a una situación de riesgo en vista de los altos índices de hacinamiento y condiciones de detención. Esta es la primera medida que dicta la CIDH a favor de un recinto policial que tiene detenidos. Las medidas fueron solicitadas por el Observatorio Venezolano de Prisiones (OVP), por las críticas condiciones en que se encuentran los privados de libertad. Con más del 600% de hacinamiento, condiciones insalubres, falta de acceso al agua potable y la falta de alimentación, la comisaría de Carúpano es uno de los calabozos policiales que cuentan con más privados de libertad en espera de juicio y se ha convertido en el más violento, cuando el pasado 6 de abril un grupo de reclusos provocó un incendio que tuvo como resultado 8 personas fallecidas y 24 heridas.

En la Comandancia Policial de Carúpano hay más de 700 presos, mientras el internado judicial de esa ciudad está cerrado. “El Estado tiene que garantizarles las herramientas para la inserción social. Más de 68% de los presos que sale en libertad reinciden”, dijo Humberto Prado, Coordinador General del Observatorio Venezolano de Prisiones.

Tras analizar las alegaciones de hecho y de derecho, la Comisión consideró que la información presentada demuestra, en principio, que las personas que se encuentran en el Centro de Coordinación Policial General José Francisco Bermúdez y aquellas que resultaron lesionadas debido al último incendio de 6 de abril de 2016 estarían amenazadas y en riesgo.

En consecuencia, de acuerdo al artículo 25 del Reglamento de la CIDH, la Comisión solicitó a Venezuela:

  1. Que adopte las medidas necesarias para garantizar la vida y la integridad personal de todas las personas presentes en el Centro de Coordinación Policial General José Francisco Bermúdez.
  2. Proporcione tratamiento médico adecuado a todas aquellas personas que resultaron lesionadas debido al incendio de 6 de abril de 2016; que fortalezca el equipo de guardias y ofrezca capacitaciones constantes a las personas que trabajen en el Centro de Coordinación Policial General José Francisco Bermúdez.
  3. Provea condiciones de higiene en el Centro de Coordinación Policial General José Francisco Bermúdez y proporcione los tratamientos médicos adecuados para las personas privadas de libertad, de acuerdo a las patologías que presenten.
  4. Que implementen un plan de emergencia y hacer disponibles extinguidores de incendio y otras herramientas necesarias.
  5. Que tome acciones para reducir el hacinamiento al interior del Centro de Coordinación Policial General José Francisco Bermúdez.
  6. Que concierte las medidas a adoptarse con los beneficiarios y sus representantes.
  7. Que informe sobre las acciones adoptadas a fin de investigar los presuntos hechos que dieron lugar a la adopción de una medida cautelar y así evitar su repetición.

La CIDH hizo esta serie de recomendaciones al Estado venezolano quien debe informar en un lapso no mayor de 20 días sobre la adopción de medidas cautelares dictadas y actualizar esa información de forma periódica.

Lea la Resolución Completa

Ver Informe Situación Penitenciaria en Venezuela 2015 Observatorio Venezolano de Prisiones

Un comentario sobre “CIDH solicito medidas cautelares a favor de un Centro de Coordinación Policial en Carúpano

Comentarios cerrados.